Spanish English French German Italian Portuguese Russian

Bienvenidos a la Red Social Ambiental Ávila

En diciembre de 2008, con motivo de la celebración de los 50 años de la declaratoria de creación del Parque Nacional El Ávila, se creó la Red Ambiental Ávila, con el propósito de promover la conservación y protección permanente del Parque Nacional. En tal sentido, se busca establecer alianzas para el fortalecimiento de organizaciones de base, instituciones públicas y privadas, organizaciones no gubernamentales y otros grupos que trabajan por la conservación, investigación, monitoreo, acopio, generación y gestión de información ambiental, social y económica para fortalecer la planificación ambiental y el manejo adecuado de la base de conocimientos para la difusión, apropiación y disfrute de los valores ambientales existentes garantizando la protección permanente del Parque Nacional El Ávila. Estas páginas están abiertas a quienes puedan colaborar difundiendo su conocimiento sobre el parque, para hacerlo parte del bien común. Los Editores.

La temporada de lluvias y la invasión de virus extraños que se encuentran el país, detener la proliferación de moscas y mosquitos se hace complicado. Si a esto le sumamos que no se consigue repelente de insectos, estamos prestos para que nos piquen y nos piquen, como dice la canción de Juan Luis. 

 

Así que acá te traemos una fórmula para crear tu propio repelente y salvarte de cualquier virus que te pueda afectar. 

¿Cómo hacer el repelente?

  • Clavo de olor

Ingredientes: 1 litro de agua, champú para bebé, 30 unidades de clavos de olor.

Preparación: hacer una infusión con los clavos de olor y mezclar con el champú, batiendo hasta hacer una crema consistente. Aplicar en todas las partes de la piel que estén expuestas a los insectos voladores.

  • Hojas de eucalipto

Ingredientes: 1 litro de agua y hojas de eucalipto.

Preparación: hervir durante 45 minutos hasta que las hojas desprendan toda la esencia. Cuando esté caliente aún, colocar el líquido en varios recipientes y ubicarlos detrás de las puertas o en los closets para que el olor se esparza por toda la casa y ahu­yente los mosquitos.

  • Almendras

Es aconsejable para los bebés y niños porque es muy suave y efectivo. Los pequeños son los preferi­dos de los mosquitos porque no saben defenderse. Ingredientes: 100 ml de aceite de almendras, 20 gotas de esencia de geranio y 20 gotas de esencia de albahaca. Hacer una mezcla con los tres y aplicar sobre la piel como una crema corporal.

  • Aceite y alcohol

Ingredientes: Entre 10 y 25 gotas de cualquier aceite esencial de su preferencia (canela, limón, eu­calipto, citronela, ricino), 2 cucharadas de aceite (de oliva, de girasol o de maíz) y 2 cucharadas de alco­hol. Preparación: mezcla los dos aceites que haya elegido con el alcohol. Frotar en la piel cuidando de no entrar en contacto con los ojos.- 

Giovanna Lombardi

(Enseñanza de las Ciencias)
Escuela de Química, 
Universidad Central de Venezuela

 

top